“Y en su vestidura y en su muslo tiene escrito este nombre: REY DE REYES Y SEÑOR DE SEÑORES.” Apocalipsis 19:16.

Hay muchas personas que solo mantienen en sus mentes la imagen del Jesús bebé. Lo ven con ternura y simpatía, pero les parece una criatura frágil y necesitada de cuidados. En el caso de los hispanos con tradición religiosa, la mayoría tienen la imagen del Jesús sufriente, clavado en la cruz con una corona de espinas, en eterna agonía. Les resulta difícil acerarse a Él porque creen que necesita más ayuda que ellos mismos. Como se escuchó decir a alguien en un cine mientras veía la película La Pasión: “¡Ay, pobre Jesús!”

Sin embargo, hay muchos que pueden vislumbrarlo en todo su poder y gloria. Pueden creer que el Jesús glorioso está sentado en su trono, preparándose para venir a juzgar al mundo y a reinar por la eternidad. Han leído toda la Palabra de Dios y saben, por el relato de Juan en Apocalipsis 1:13-16, cómo se ve nuestro Señor: “Y en medio de los siete candeleros, a uno semejante al Hijo del Hombre, vestido de una ropa que llegaba hasta los pies, y ceñido por el pecho con un cinto de oro. Su cabeza y sus cabellos eran blancos como blanca lana, como nieve; sus ojos como llama de fuego; y sus pies semejantes al bronce bruñido, refulgente como en un horno; y su voz como estruendo de muchas aguas. Tenía en su diestra siete estrellas; de su boca salía una espada aguda de dos filos; y su rostro era como el sol cuando resplandece en su fuerza”.

Sí, celebramos a Jesús porque sabemos a qué vino al mundo: a salvarnos y a perdonar nuestros pecados (Mateo 1:21). Se hizo hombre con el propósito de identificarse con nosotros, tomar nuestros pecados, crucificarlos en la cruz y regalarnos la vida eterna.

¡Hoy, el Jesús glorioso es el Rey de reyes y Señor de señores, digno de toda alabanza y adoración! En el cielo hay fiesta permanente, ¡cómo no va a haberla también aquí en la tierra!

Cortesía Pastor Pablo Giovanini
Libro de devocionales «Tiempos de Refrigerio»
Adquiera el libro en Amazon

compartir por messenger
compartir por Whatsapp